¿Qué hubo debajo del barrio de La Isleta?

Posted on noviembre 25, 2013

2


Hace 500 años, tras recorrer el campo de dunas de Santa Catalina y justo a la entrada de La Isleta nos encontrábamos el Cementerio de La Isleta, un espacio sagrado, que estaba localizado sobre el actual barrio.

Hace poco visitamos el Yacimiento arqueológico del Maipés de Agaete, una visita que recomendamos encarecidamente, porque sirve para hacernos una idea del cementerio de los canarios que existió en La Isleta y que ha quedado sepultado debajo de nuestras viviendas.

Las dimensiones y la cantidad de túmulos que conformaron la Necrópolis (cementerio) de La Isleta esta por determinar, hablamos de cientos de túmulos.

Alguien nos preguntará y ¿qué es un túmulo? pues es un montículo de piedras volcánicas colocados sobre una cista (zanja excavada ligeramente en la tierra y cerrado por todos sus lados con piedras lisas y de gran tamaño, donde se colocaba el cuerpo), encima de la cista se realizaba el montículo de piedras, a toda esta estructura la llamamos túmulo.

El Maipés de Agaete y la Necrópolis de La Isleta tienen algunas características similares, los dos yacimientos están localizados en un maipés o malpaís, un terreno volcánico de piedras sueltas, inhóspito e improductivo. En los dos yacimientos encontramos túmulos circulares que corresponden a los de mayores dimensiones, junto a túmulos  más pequeños y con forma oblonga.

Necrópolis del Maipés de Agaete

Necrópolis del Maipés de Agaete

Sobre el cementerio de La Isleta existen muchas incógnitas. Se le relaciona con el poblado de las Cuevas de los Canarios en el Confital, pero los investigadores tienen dudas, ya que son demasiados cuerpos enterrados para provenir únicamente del poblado de las Cuevas de los Canarios, posiblemente en la zona existieron otros poblados de los que por ahora no tenemos constancia.

Por otro lado, tenemos la diferenciación social que sufrían las personas que tenían que manipular los cadáveres, ya que estaban mal considerados, vivían alejados de los poblados y para tocar las cosas de otros lo hacían con un palo para evitar el contacto. Esto ha llevado a plantear que en La Isleta se desarrollará alguna actividad u oficio, excluido dentro de la sociedad aborigen

Necrópolis de La Isleta, foto de J. Harris Stone. Foto de la FEDAC

Necrópolis de La Isleta, foto de J. Harris Stone. Foto de la FEDAC

Anuncios